Alergia a mascotas

Alergia a mascotas

¿Qué es la alergia a mascotas?

Conocida en alergología como la alergia a epitelios de animales y como es habitual tener animales en casa, cada vez es más frecuente la sensibilización a las mascotas.

El alérgeno de mayor importancia por su frecuencia es el alérgeno que procede del gato doméstico seguido por detrás del perro, aunque cualquier animal podría producir una sensibilización (caballos, roedores, vacas…)

Como ya hemos hablado en otros posts, el responsable de la alergia es una proteína. En la alergia a epitelios, esta proteína alergénica se encuentra en la saliva, orina y caspa del animal y como es de esperar se desprende depositándose en numerosas superficies. 

Curiosidades de la alergia a mascotas.

Es muy interesante saber que la cantidad del alérgeno de nuestra mascota aumenta con la edad del animal. También está relacionado el aumento con los cambios hormonales del animal. Es falso que haya razas más productivas de alérgenos que otras. Y es cierto que los machos producen más cantidad de alérgeno que las hembras , curioso, ¿verdad? Pues en el caso de los gatos, la castración disminuirá por tanto la producción del alérgeno.

Debemos saber que una vez retirada la mascota del domicilio pueden persistir los alérgenos del epitelio del animal durante 6 meses… una barbaridad, ¿no?

¿Qué síntomas produce la alergia a mascotas?

Podemos presentar desde síntomas de rinitis (tipo estornudos, picor nasal, obstrucción nasal), conjuntivitis (picor ocular, lagrimeo) hasta síntomas de asma bronquial (dificultad respiratoria con tos y/o pitos), incluso podemos presentar picor cutáneo con el contacto con el animal o con contacto con personas que tienen animales en casa y llevan alérgenos en la ropa.  

¿Cuál debería ser el tratamiento?

Para tratar los síntomas serían recomendables los antihistamínicos orales para el picor oculonasal, corticoides nasales para la obstrucción nasal y salbutamol inhalado en cámara espaciadora para las crisis de asma, así como tratamiento preventivo para el asma bronquial.

Pero para curar una alergia a mascotas deberíamos retirar el animal y no tener contacto con él, es decir, evitar el alérgeno.

Sabemos que evitar los alérgenos de epitelio de animales es tarea muy difícil y sobretodo si tenemos mascota en casa y se establece un vínculo afectivo con el animal.

Así que en casos de sospecha de alergia a epitelio de animales en una persona con mascotas, es fundamental un diagnóstico correcto mediante un estudio alergológico correcto y también establecer la relación causal entre los síntomas y el animal.  

Como ya he dicho antes, lo más sensato una vez hecho un diagnóstico correcto, sería retirar el animal del domicilio. En los casos que no se pudiera retirar el animal, se deberán tomar unas medidas generales para disminuir los síntomas en el paciente como las siguientes recomendaciones:

  • Mantener el animal lejos de sitios donde esté el paciente frecuentemente (como zona del salón, de juegos, dormitorio…)
  • Lavar a la mascota 1-2 veces por semana.
  • Cuidado con cortinas, moquetas, alfombras, mantened al animal lejos de estos.
  • Se recomienda usar aspiradores con filtro HEPA (High Efficiency Particulate Air, con una capacidad de filtrado de pequeñas partículas muy superior a un filtro convencional).

 

¿Cuándo está indicada la inmunoterapia específica en los casos de alergia a epitelio de animales?

La indicación de inmunoterapia siempre será individualizada. 

En los casos que no podamos evitar el contacto con el animal como ocurre en  muchas profesiones como veterinarios, granjeros, empleados de zoológicos, se valorará el inicio de una inmunoterapia. En los casos de mascotas en el domicilio se recomendará retirar el animal y si no fuera posible se podría valorar también la inmunoterapia específica. 

Espero haberos transmitido lo más importante de este tipo de alergia.

 

 



Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.