¿Alguien se ha quemado en casa?

¿Alguien se ha quemado en casa?

 

Las quemaduras son frecuentes y pueden ocurrir en nuestro domicilio afectando tanto a niños como a adultos. Lo mejor será siempre prevenir, evitando que los niños estén en la cocina o cerca de una fuente caliente, pero en ocasiones no se pueden evitar.

¿Quiénes son los que más frecuentemente presentan quemaduras?

Las quemaduras son más frecuentes en varones de 2 a 4 años y las zonas más afectadas suelen ser las extremidades superiores, cabeza y cuello. 

Las más  frecuentes en pediatría son las térmicas por contacto con líquido caliente, suelen ser extensas pero poco profundas. 

La mayoría ocurren en el domicilio y sobretodo en la cocina, por lo que debemos extremar el cuidado en casa.

A continuación os voy a contar el caso de una niña de 3 años que se quemó el dorso de la mano con una chimenea de pellets de madera en su domicilio. Con el permiso de sus padres contaré cómo ocurrió y la evolución del cuadro. 

¿Qué hacer ante una quemadura? 

Como siempre tranquilidad y sentido común. Lo primero que hay que valorar es la extensión y la profundidad de la quemadura, así como la localización y si existe afectación general del niño. Si lo que presenta es una quemadura pequeña roja y con alguna ampolla podemos intentar tratarla en casa y en caso de dudas siempre acudir a vuestro pediatra para valoración. 

Observando las fotos de nuestra valiente, vemos que tiene 2 ampollas y asocia dolor, así que podríamos intentar tratarlas en el domicilio.

 

¿Qué tipo de quemaduras existen?

Según su profundidad se clasifican en:

Las quemaduras de primer grado, afectan a la epidermis y su característica es que son eritematosas (rojas) y dolorosas, curan entre los 4-7 días.

Las quemaduras superficiales o de segundo grado superficial afectan la dermis y aparecen ampollas intactas sobre fondo rosado. Son dolorosas y exudativas. Curan en 2-3 semanas.

Las quemaduras profundas o de segundo grado profundo afectan a zonas más profundas, aparecen ampollas secas o rotas sobre fondo blanquecino y son menos dolorosas. 

Las quemaduras subdérmicas o de tercer grado afectan a todo el espesor de la  piel. Forman una escara blanca, amarillenta y no son dolorosas. 

¿Qué tratamiento estaría indicado?

Las quemaduras de primer grado no requieren ningún tratamiento tópico específico. Para disminuir el dolor, se pueden emplear cremas hidratantes, de aloe vera y analgesia vía oral. 

En quemaduras de segundo grado superficial, una opción adecuada serían las gasas con parafina asociadas a antibióticos según las características de la herida. La analgesia también es importante sobre todo el primer día para controlar el dolor, bastaría con paracetamol oral.

Muy importante es vigilar el aspecto de la herida y la evolución de la misma, cualquier duda que aparezca o no mejoría, control por vuestro pediatra.

En el caso de nuestra protagonista hemos visto que se trata de una quemadura superficial de segundo grado. Son ampollas con fondo rosado y muy dolorosas el primer día. Sus padres limpiaron la zona afectada con agua corriente durante 15 minutos.  También se puede lavar con suero fisiológico a temperatura ambiente con un jabón suave.

No debemos  poner pasta de dientes ni otros ungüentos. No se suele recomendar  el uso rutinario de antibióticos tópicos en el tratamiento de las quemaduras menores. Pero en caso de usar antibiótico tópico se podría usar sulfadiazina argéntica (Silvederma®, Flammazine®) o nitrofurazona (Furacin®) con  actividad frente a bacterias y hongos. Para proporcionar alivio del dolor, actuar de barrera frente a la infección y promover la cicatrización se puede poner un apósito en la zona de la quemadura.

A continuación adjunto las fotos a los 7 y 8 días de la quemadura.


En el caso de nuestra niña la evolución fue buena con analgesia el primer día e hidratación cutánea. A partir de ahora será muy importante continuar con la hidratación cutánea y con la protección solar. 

 

Foto de la mano al mes de la quemadura.

 

¿Hacemos un repaso del tratamiento ante una quemadura primer grado o segundo grado superficial?

  1. Limpiar la zona afectada con agua corriente durante 15 minutos.
  2. Administrar paracetamol oral para el dolor.
  3. Colocar una gasa estéril o un apósito, ya que actúan de barrera contra infecciones, absorben la secreción y activan la cicatrización. 
  4. En alguna ocasión se puede aplicar tratamiento antibiótico tópico.
  5. Vigilar signos de alarma: secreción maloliente, empeoramiento del dolor en la herida, mal aspecto de la quemadura. 

Espero que este post os haya servido de ayuda.

Muchas gracias a los padres de mi paciente al permitirme enseñaros las fotos y sobretodo a la niña que se portó fenomenal durante todo momento.



1 thought on “¿Alguien se ha quemado en casa?”

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *